miércoles, 24 de julio de 2013

Doble reseña: "Hermosa oscuridad" y "Hermoso caos" Saga de las Dieciséis Lunas.


Bueno, he vuelto con las reseñas. Ya era hora, sí, básicamente porque me leí "Hermosa oscuridad" más o menos en marzo y me acabé "Hermoso caos" a principios de las vacaciones. Así que, ya que estábamos, pues os traigo la reseña doble de la segunda y tercera parte de "Hermosas criaturas". Os aviso; contiene spoilers, si no habéis leído los libros, si estáis en ello, o no queréis que os reviente la historia que se cuenta en ambos, ¡salid de aquí! También os aviso de que me cuesta un poco separar lo ocurrido en cada libro, pero haré lo que pueda ;).

 "Hermosa oscuridad"






Sinopsis:
Después del final de "Hermosas criaturas", en "Hermosa oscuridad" ("Beautiful darkness" en inglés original) nos encontramos con que Lena no levanta cabeza: la joven caster lidia con su culpa en la muerte de su tío y con el hecho de que no cristalizó completamente, sino que quedó en medio de la Luz y la Oscuridad, así como con secretos terribles que no puede revelar a Ethan. Mientras, él, por su parte, ve cómo ella se aleja sin poder hacer nada.
Sin otra alternativa, Ethan deberá internarse de cabeza en el misterioso mundo caster para rescatar al amor de su vida antes de que sea tarde, mientras los casters de la Oscuridad empiezan a moverse...

 Mi opinión:
Cuando empecé a leer el libro, debo reconocer que tenía la esperanza de que mejorara a "Hermosas criaturas" que, la verdad, me dejó un poco fría. Y, por suerte, así ha sido.

Eché de menos un poco de acción en la primera parte, cosa solventada en esta segunda. Por supuesto, te deja colgada de nuevo, claro que más, al ser una segunda parte, pero bueno, eso ya me lo esperaba.

Comencé a coger ese cariño que buscaba a los personajes, cosa que, debo decir, me agradó mucho.
Le cogí un gran cariño a Link, que se embarca con Ethan en la aventura, a Liv, la futura Guardiana que tira todo por la borda para salvar a la novia del chico al que ama (y que también es su mejor amigo, manda huevos...) sin esperar nada a cambio, a Marian, que hace la vista gorda con funestas consecuencias para ella en el tercer libro, y, aquí sí, a Macon, el tío de Lena.
Otra de las cosas que me enterneció; la historia de Lila, la madre de Ethan, y Macon, el tío de Lena.
Una historia preciosa, aunque lo siento un poco por el padre de Ethan...pero si Marian decía que también le quería...bueno, haremos un pequeño acto de fe, porque se pueden amar a dos personas a la vez.
En cuanto a Ethan, nuestro protagonista, lo que más pensé en este libro fue "Pobrecillo...". En serio, la que lía para buscar a Lena, aún cuando ella no se lo merece.
Siendo mi favorito (junto con Link, me encanta esa dinámica que tienen), me pareció soberbio, por supuesto. Yo no dejaría ir a un chico así en la vida. ¡El pobre se juega la vida y la salud mental por Lena, y ella se comporta como una asquerosa, por dios...!
Llegué a sentirlo bastante por Ridley, que se convierte en mortal por hacer lo correcto y amor a su prima, y pierde todo lo que entiende en sí misma.
Por la que sentí pena sólo al principio y luego quise arrancarle la cabeza, fue Lena, cómo no. En serio, ganas auténticas de matarla, comportándose así con Ethan.
¿¡Lo revives para luego hacer esto!? Para mandarte a la mierda, guapa.
Si yo fuera él, ¡me habría quedado con Liv! Buff, me ponía negra completamente, peor que en el primero. Menos mal que en el tercero se redime, porque si no...
Entiendo que esté hecha polvo, pero que se le crucen los cables así me mata completamente, en la peor de las maneras. El personaje dejó abierta la rendeción conmigo al final del libro, y, por suerte, esa oportunidad fue tomada en "Hermoso caos".
Y ahora vamos con los malos:
Sarafine, la madre de Lena, que, como siempre, actúa en las sombras y apenas sale. Dije que estaba un poco desaprovechada como villana, pero ahora, en esta segunda parte, entendemos que no es la villana principal, ya que no actúa sola.
El verdadero villano es Abraham, el primer íncubo de sangre de la familia Ravenwood. Tampoco sale demasiado en este segundo libro, sino que se nos cuenta su historia y la relación que tiene con John Breed, el "chico malo" incomprendido que está bajo su yugo.
Con John debo decir que no sabía qué pensar. Me pareció un cerdo en este libro, pero mi concepto sobre él ha ido cambiando; ya os contaré más en "Hermoso caos".
De nuevo, destaco a las tías abuelas de Ethan como alivio cómico, que están fatal del tarro, pero me caen de maravilla, especialmente la tía Prue. Parecía que no se enteraba de nada y mira...al tanto de los túneles. Qué crack la tía Prue.
Destacar también al padre de Ethan, ya salido de su depresión gracias a su tiempo en el psiquiátrico y a Lucille, la gata de las Hermanas, una gata caster muy lista que ayuda a Ethan a lo largo del libro

La recta final del libro me enganchó especialmente, la cogí con ganas.
No me sorprendió que Lena cristalizase en ambas, Luz y Oscuridad, un spoiler que la película se encargó de darme de antemano, pero sí me sorprendió mucho que Link se convirtiera en un cuarto de íncubo "gracias" a John Breed . Me encantó que le dieran más protagonismo en este libro y el siguiente; estaba muy desaprovechado en el primero.
Algo importante que he olvidado mencionar es la "habilidad" por llamarla de algún modo, de Ethan. Resulta que nuestro querido mortal favorito no es un mortal corriente (cosa que intuíamos en el primero), sino un "Wayward", aquel que muestra el camino. Este poder de Ethan le será útil para encontrar a Lena (y los planos de la tía Prue también, todo hay que decirlo) y para más cosas en el próximo libro, ya que el muchacho es algo así como una brújula humana.
Y yo con un pésimo sentido de la orientación...qué injusticia ;) .


Conclusiones finales y mi nota particular:
En conjunto, es buen libro, lectura amena y entretenida. Superó con creces a la primera parte, y debo decir que me ha gustado bastante. Conseguí mi objetivo pendiente: coger cariño a los personajes.
Como tal, las autoras han conseguido dar la vuelta a la tortilla agregando más acción y atrapar mi interés cual mariposa en una red, algo mantenido en el tercero y que espero siga en el cuarto.
Tengo sagas que me gustan más, pero esta se ha ido haciendo un huequito en mí y espero que acabe por rematar.

Mi nota para "Hermosa oscuridad" es:
8/10


Y ahora, nos vamos con su tercera parte:

"Hermoso caos"


Sinopsis:
"Hermoso caos" ("Beautiful chaos", en inglés original) comienza con lo que la señora Lincoln (la madre de Link) llama el comienzo del Apocalipsis.
Calor insoportable, tierras secas, plagas de cigarrones, terremotos...
Lena rompió el Orden natural de las cosas al cristalizar como ambas caras de la misma moneda, y ese es el precio que el mundo está pagando. Ambos, casters y mortales sucumbirán dentro de poco como Lena, Ethan y todos los implicados en esta locura no encuentren pronto la forma de reparar el Orden roto.
Sin embargo, las cosas se complican cuando se hace más evidente que algo o alguien debe ser sacrificado para hacerlo...

Mi opinión:
No sé muy bien si "Hermoso caos" superó a "Hermosa oscuridad", pero a mí me gustó bastante. Si no superó a su predecesora, al menos no bajó de nivel, sino que quedó a la altura. No me enganchó como me habían enganchado otros libros, pero sí tiene su puntito. Resulta predecible en ciertos momentos y no aguarda unas grandes sorpresas, pero sí es un buen enlace entre el principio y el final de la saga.

Es, posiblemente, el libro más maduro y desgarrador de esta saga. Los personajes maduran, se enfretan a circunstancias que deben arreglar, pero que a su vez escapan a su control, y a consecuencias que tienen que asumir.
Durante varios puntos he tenido una angustia en el pecho, especialmente durante el terremoto y las consecuencias para Gatlin y las Hermanas (pobre tía Prue, por poco me echo a llorar...) y con el destino de Marian (casi me da algo cuando el Custodio Lejano la juzga y casi la mata...bendito John Breed).
Y, por supuesto, el final desgarrador (pero predecible) que aguardaba el libro.
Ethan, mi pobre Ethan...mi personaje favorito y van y se lo cargan (lo revivirá Lena en "Hermoso Final", ¡pero no quita que de momento esté muerto!). Lo veía venir, con los indicios de aquellos cambios en sí mismo, la "Rueda de la Fortuna", el comportamiento de Amma y "El uno que son dos" (ellos pensaron en John, pero yo pensé en Ethan desde el principio...).
Otra "sorpresa"; Ridley encerró a John y le obligó a que hiciera magia para ella. Esta pista se daba en el epílogo de "Hermosa oscuridad", y, la verdad, mis sospechas se vieron confirmadas.

Vámonos con los personajes, como siempre:
Por fin, en este libro, no quise matar a Lena, toda una proeza. Me dio mucha lástima por la muerte de Ethan y por tener que matar a su propia madre. Tengo la impresión de que en "Hermoso final" veremos a esa Lena caster-guerrera que luchará por traer de vuelta a Ethan...y que conseguirá ganarme por la mano.
Ethan...¿qué puedo decir? Mi personaje favorito, perdiéndose lentamente a sí mismo a lo largo del libro me mataba, de verdad. Su habilidad como "Wayward" cobra un poquito de protagonismo aquí, pero lo que más destaca es la madurez que muestra (todos, pero él especialmente), sobre todo afontando que debe morir. Joo, qué penita...
En cuanto a relaciones, me llegó especialmente la de Ridley y Link (con más protagonismo estos dos en este libro, que, la verdad, me ha encantado)...me encantan estos dos, de verdad espero que se queden junticos...
La relación por excelencia de los libros, la de Lena y Ethan me gusta, pero me llegó muchísimo al alma cuando Ethan se despide de ella...al borde del lagrimón.
En cuanto a Liv y John...muy bonito momento el del depósito. Puede considerarse un poco forzada, pero Liv se merece a alguien que pueda corresponderla. John se redime como personaje aquí, y, la verdad, es que viendo su historia, no tenía apenas cosas de las que redimirse. Le cogí asquito en "Hermosa oscuridad", pero al ver que es un peón de Abraham y que realmente no es mala persona...me ganó (eso ¡y que salvó a Marian!). También quiero ver más de este John, con sus peculiares poderes.
Y tengo que admitir que eché de menos a Liv en algunas de las aventuras narradas en el libro, pero tampoco era plan de meterla a capón. El libro, la historia y el personaje no lo pedían así.
Macon, soberbio, por supuesto, a pesar de que me gustó más en su libro predecesor.
Marian, pobre Marian. Espero que no haya más consecuencias para ella en el último, que ya ha tenido bastante, la mujer (y, a mi entender, no hizo nada malo, digan los asquerosos del Custido Lejano lo que digan).
En cuanto a villanos;
Adiós Sarafine...aunque tengo la impresión de que volveremos a verla por ahí. Tengo que reconocer que de las historias de flash-backs contadas en los tres, la de Sarafine es la que me ha gustado más.
Ver a Izabel (antiguo nombre de Sarafine) luchar contra la Oscuridad por no querer volverse oscura, por amor a su marido y su hija, caló hondo en mí desde el primer momento. Por supuesto, tenía que llegar Abraham a joder la pava, y nos queda esa pequeña duda de si Sarafine habría sido así de mala malísima de no ser por él...
Abraham cerdo asqueroso, uy qué asquito le he cogido. Aquí sí se ha mostrado del todo como el villano malvado que es...por su culpa, Gatlin queda destrozado y la tía Prue muere...¿qué será de las Hermanas sin ella? Esperemos que sigan igual de locas, porque son un alivio cómico indispensable en el libro, a mi parecer.
Y llegamos con los que creo que serán los villanos prominentes en el último libro: "El Consejo del Custidio Lejano". Apestan a malos. Pero con todas las letras. Y, si encima Macon nos dice que no nos fiemos de ellos, e intentan matar a Marian, pues todavía apestan más.

Destacar a la Lilum, que da un pelín de mal rollo, al Bokor, que da muuuy mal rollo, y al padre de Ethan y la señora English (personaje al que nunca creí que se le fuera a dar más protagonismo que un par de líneas, pero en fin, ¡sopresa!. Y bien recibida, que conste). Eso sí, espero que no cuaje su relación o lo que sea que haya ahí, porque no me pegan ni con cola; lo siento, pero no. Además ¿os imagináis al pobre Ethan teniendo que soportar a la señora English dándole por saco hasta en casa con los trabajos? Es el suplicio de cualquier estudiante, tener al profesor hasta en casa...
Y Amma...qué lastimita. Todo el libro sabiendo que su niño va a morir y no poder hacer nada por evitarlo...incluso intentado buscar ayuda de lo peor...pobrecilla.

Conclusiones finales y mi nota particular:
Como su predecesor, es un buen libro. Ameno, entretenido y en la línea de "Hermosa oscuridad". Me gustó, quedó a la altura del anterior y no las autoras no hicieron nada imperdonable (bueno, sí, matar a la tía Prue...). Preparó el terreno para "Hermoso final", y espero que sea un final acorde a la saga y que Ethan y Lena obtengan su final feliz, porque los pobres se lo merecen. Bueno, y Ridley y Link, y Liv y John...
Y también espero que pateen el culo de Abraham y el Custodio Lejano. ¡Eso me haría muy feliz :) !
Como he dicho antes, no sé si superó a su predecesor o no, pero sólo porque me enganchó más (puede que porque estaba un poco más libre hasta que llegaron los temibles exámenes finales), le voy a subir un poquito la nota.

Mi nota para "Hermoso caos" es:
8,5/10

Bueno, hasta aquí llega esta enorme reseña doble. Cuando consiga "Hermoso final" y me lo lea, tendréis reseña de él también.
¡Un beso fuerte bloggeros!

No hay comentarios:

Publicar un comentario